Comunicación para el acuerdo

La experiencia adquirida desde 1995 en la prestación de servicios de traducción e interpretación para empresas y particulares -en los más variados eventos y rubros- nos ha permitido advertir la necesidad creciente y cada vez más marcada que los clientes tienen de contar con un servicio no solo impecable en su ejecución técnica, sino también personalizado y con una acentuada calidez humana.

Para facilitar la comunicación entre hablantes de dos lenguas distintas no basta con que el traductor o el intérprete tengan un excelente dominio de ambos idiomas, sino que deben ser capaces de volverse invisibles, lo que crea así un grado de cercanía tal entre los dos interlocutores que ambos lleguen a tener la sensación de estar hablando el mismo idioma…

El mercado ofrece hoy servicios de excelente calidad técnica y no hay diferencias considerables en la gama de precios. ¿Entonces dónde radica la diferencia? En que pocos han decidido garantizar ese plus que los usuarios exigen.

DyR nace, entonces, como la conjugación de la calidad técnica con los precios adecuados y, sobre todo, con la calidez justa que tanto las empresas como las personas valoran, y que es el factor que distingue la decodificación correcta de las palabras de la comunicación en todos los niveles.